• Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Alexéi Navalny Bloguero ruso
  • Próximo álbum

Alcalde de Moscú es partidario de que Navalny se presente a las elecciones

El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.
El alcalde en funciones de Moscú, Serguéi Sobianin, se pronunció a favor de que el dirigente opositor Alexéi Navalny se presente a las elecciones al Ayuntamiento de la capital rusa del próximo 8 de septiembre. Navalny decidió retirar su candidatura tras ser condenado la víspera a cinco años de cárcel en un caso de robo de madera y fraude, lo que de hecho le inhabilitaba para tomar parte en unas elecciones. Después de su arresto, condena y posteriores demostraciones en St. Petersburg y otras ciudades rusas, el bloguero fue puesto en libertad en forma inesperada. Al quedar en libertad hasta que se resuelva la apelación de la sentencia, el opositor podría concurrir teóricamente a los citados comicios. Tras abandonar la prisión preventiva de la ciudad de Kírov, unos 900 kilómetros al este de la capital, Navalny señaló que tomara una decisión cuando vuelva a casa. Mientras, el veterano opositor liberal, Borís Nemtsov, animó hoy a Navalny a postular su candidatura, "continuar hasta el final y ganar". "Estoy convencido de que si en las elecciones recibe más de un millón de votos, no se atreverán a encerrarlo. La garantía de inmunidad de Navalny depende directamente del apoyo popular", apuntó. Navalny, bloguero anticorrupción que sacó a la luz los trapos sucios del partido del Kremlin, era considerado hasta su condena ayer a cinco años de cárcel el dirigente opositor con mayor gancho electoral. Los analistas no creen en una posible victoria de Navalny en las elecciones a la alcaldía, pero consideran que su condena sí puede traerle réditos electorales. Uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, Navalny fue el dirigente más votado cuando la oposición extraparlamentaria decidió crear un consejo coordinador.

Videos

Próximos álbumes

La cámara de Roger Borges en el paseo playero de Premios Juventud

Fanáticos del equipo argentino se apoderan de las calles para demostrar su orgullo

Más de 15.5 millones recaudados para la TeletonUSA

La comunidad chilena desplegó su corazón durante el partido Chile vs. Brasil

Disfruta más imágenes
a tu izquierda