Evo Morales pide a Obama acabar con bloqueo a Cuba para agradecer voto latino

Evo Morales, presidente de Bolivia

Los presidentes Evo Morales y Hugo Chávez, en la inauguración de una escuela médica en Caracas.

- Getty Images

LA PAZ, Bolivia - El presidente de Bolivia, Evo Morales, pidió al mandatario estadounidense, Barack Obama, que suspenda el embargo económico a Cuba como reconocimiento el apoyo a su reelección recibido de los hispanos emigrados a EE.UU.

"Gracias a los latinos es presidente reelecto. Por lo menos, yo diría, que levante o acabe con el bloqueo económico a Cuba. (Es) lo mejor que puede hacer si reconoce al voto de los latinoamericanos en Estados Unidos", dijo Morales en un discurso en la región de Potosí.

Agregó que si Obama quiere dignificar a su pueblo también debe extraditar al expresidente boliviano Gonzalo Sánchez de Lozada (1993-1997 y 2002-2003), acusado en Bolivia de la muerte de más de 60 personas durante una represión a protestas sociales en 2003.

El mandatario boliviano, que hoy volvió a decir que tiene principios antiimperialistas y anticapitalistas, es un aliado del Gobierno de Cuba y ha pedido varias veces en distintos foros suspender el embargo económico estadounidense a la isla.

Morales dijo que estuvo pendiente de los debates sobre los comicios en Estados Unidos y aseguró que "por culpa de los gringos" casi no durmió toda la noche tratando de entender la complejidad de la forma de votación en ese país.

Sin embargo, también sostuvo que a su país no le afecta el resultado de la elección porque Obama mantuvo las mismas políticas que su antecesor George W. Bush para reducir la ayuda a los programas de apoyo a Bolivia para exportaciones y el desarrollo.

Comentó además que "lamentablemente el pueblo norteamericano no decide quién va a ser presidente" porque, en su criterio, la banca y los fabricantes de armas pagan las millonarias campañas en ese país.

"Como estas grandes empresas aportan en la campaña, no es el pueblo el que está participando. Es negocio del sistema bancario y de las industrias de armas, son los que más ponen plata, ellos son los que deciden", manifestó el mandatario boliviano.

Dijo que con sus ministros comentaron hoy en el Gabinete que con los 4.000 millones de dólares que, a su juicio, gastaron juntos los candidatos estadounidenses en la campaña electoral se pudo haber solucionado los problemas sociales de Haití.